AES, una nave pionera, cargada de horizonte


Artículo publicado en el Boletín Número 71 - Octubre 2019, de AESLa AES (Asociación Española de Empresas de Seguridad) tras más de 35 años de funcionamiento, y como referente de la actividad empresarial y profesional de la seguridad privada en España, ha consolidado claramente su misión y visión global de la Seguridad (con mayúscula), con el rumbo puesto hacia la integración y convergencia, ya irreversible, de la seguridad física y la seguridad lógica.

Sus objetivos y su trabajo en pro de una Seguridad Única (pública+privada), goza de un respeto máximo en el sector, y resulta indudable su capacidad para generar opinión, para lanzar tendencias o para legitimar fenómenos.

Manuel Sánchez Gómez-Merelo
Miembro de la Junta Directiva de AES

Hoy, décadas después, AES sigue en la transformación del sector. Como ha ocurrido a lo largo de su vida, la AES actual aspira a seguir dinamizando hacia la consecución del sector “ideal”, mientras acepta y trabaja con ahínco dentro del sector “posible”, el que es viable en cada momento con los recursos humanos y técnicos disponibles.

El horizonte: seguir dando impulso, análisis e ideas en pos de una Seguridad Única, Integral e Integrada, Pública y Privada.

Objetivos:

La Asociación Española de empresas de Seguridad (AES), nace a principios de los 80 con unos objetivos claros:

  • Velar por el respeto a los principios de ética profesional en el sector de la seguridad privada;
  • Promover la promulgación de normas y disposiciones legales para fomentar el desarrollo, investigación y mejora de equipos, métodos y sistemas de seguridad;
  • Representar y defender a sus miembros ante la Administración del Estado y toda clase de personas, Entidades, Organismos e Instituciones;
  • Promover los intereses de sus asociados a través de la difusión en prensa, radio y televisión e intercambiar informaciones, opiniones y experiencias que afecten a sus miembros;
  • Servir de mediador en conflictos surgidos entre empresas del sector de la seguridad y la promoción de la investigación y el estudio en materia de seguridad.

Representación:

AES mantiene su representación y participación activa ante asociaciones europeas como:

EURALARM, Federación Europea de Fabricantes, Instaladores y Asociaciones nacionales de sistemas de incendio e intrusión. Fue fundada en 1970. Actualmente incluye a asociaciones de 14 estados europeos, representando a 700 compañías, con un volumen de negocio de 3,5 billones de euros, lo que supone aproximadamente el 70% del mercado total europeo. Sus áreas de actividad son la detección y alarmas contra incendios y contra intrusión, el control de accesos para aplicacio­nes de seguridad, la videovigilancia y la transmisión de alarmas y centrales receptoras.

EUROSAFE, Federación Europea de Asocia­ciones de Fabricantes de Cajas. Aglutina a miembros de 13 países de la Unión Europea, entre los que se encuentra la Sección Cajas de AES. Su objetivo es la coordinación y defensa de los intereses de los fabricantes. Una de sus actividades fundamentales en los últimos cuatro años ha sido la participación en el desarrollo de la nueva Normativa Europea de Cajas Fuertes.

AES también mantiene su representación ante organismos de normalización y certificación como:

AENOR, Asociación Española de Normalización y Certificación. Es responsable del desarrollo de las tareas de normalización y certificación en España, así como de la representación en organismos internacionales como CEN, CENELEC o ISO.

Sus actividades se realizan principalmente a través de los Comités Técnicos. Uno de ellos es el Comité Técnico de Normalización 108, con Secretaría en AES, y cuyas actividades se dirigen a la normalización de materiales, elementos y sistemas relativos a la protección de personas y bienes donde mantiene activos los Grupos de trabajo siguientes:

  • GT1, Cajas fuertes
  • GT2, Blindajes
  • GT3, Cerraduras de seguridad
  • GT4, Sistemas de maculación de billetes
  • GT5, Protección perimetral

Otro es el Grupo de Trabajo GT-79 de Seguridad Electrónica, cuya Secretaría está también en AES. Sus actividades se dirigen a los mismos aspectos de normalización y certificación, orientadas a los sistemas de seguridad electrónica.

CEN y CENELEC, Comité Europeo de Normalización y el Comité Europeo de Normalización Electrotécnica, respectivamente. Se trata de asociaciones internacionales cuyos objetivos básicos son la preparación de nuevas Normas Europeas, así como la promoción y la im­plantación en Europa de las normas desarrolladas por la Organización Internacional (ISO) o por la Comisión Electrotécnica Internacional (CEI). Los comités miembros de CEN/CENELEC son los Organismos Nacionales de Normalización de los doce países de la CE y los seis países de la EFTA (como AENOR en España).

AES es también una de las asociaciones que goza de representatividad y presencia desde su creación en el Comité Organizador de SICUR, Salón Internacional de la Seguridad, uno de los principales puntos de encuentro sectorial que se celebra en España.

Puesta en valor:

Objetivo importante y transversal de AES es mantener el principio integral de las seguridades, esa integración real de la seguridad física y la seguridad lógica o cibernética de las infraestructuras frente a cualquier tipo de riesgo o amenaza, en especial las de carácter antisocial o terrorista, a la búsqueda del nivel o grado de seguridad adecuado, y en equilibrio entre previsiones, costes y eficacia, tratando de pensar y actuar de manera diferente y eficiente.

La actual sociedad y sus inseguridades requiere y demanda un punto de vista nuevo y diferenciador que ha de ser creativo, intuitivo e inclusivo, sirviendo para romper nuestros hábitos, modelos mentales y paradigmas ya obsoletos hacia un pensamiento cuántico.

Ahora, más que nunca, es tan importante la imaginación como el conocimiento y la inteligencia.

Acciones prioritarias

Los nuevos retos y exigencias, principalmente para la Protección de las infraestructuras Críticas, requieren de un mayor y mejor Control de la Seguridad frente a un entorno de riesgos y amenazas en permanente cambio y con evidentes e importantes vulnerabilidades.

En este sentido, al hablar de la seguridad y las infraestructuras críticas, sus sectores estratégicos y su situación de presente y futuro en España, debemos recordar que la Ley de Protección de Infraestructuras Críticas (LPIC 08/2011) diferencia entre Infraestructuras Estratégicas, que son aquellas “sobre las que descansa el funcionamiento de los servicios esenciales”, e Infraestructuras Críticas, que son aquellas “cuyo funcionamiento es indispensable y no permite soluciones alternativas”.

Este nuevo concepto de protección de las infraestructuras representa nuevos retos para la seguridad pública y privada. Por consiguiente, en el campo de la seguridad en infraestructuras críticas hay un importante trabajo realizado y por realizar, y es por este motivo que se crea el CNPIC (Centro Nacional de Protección de Infraestructuras Críticas), que es el órgano director y coordinador de cuantas actividades relacionadas con la seguridad de estas infraestructuras tiene encomendadas la Secretaría de Estado de Seguridad del Ministerio del Interior, a la que está adscrito.

Todas y cada una de las Infraestructuras Críticas, requieren el estudio e implantación de medios y medidas con un enfoque de seguridad integral e integrada que reúna y coordine las diferentes implicaciones y medidas nacionales e internacionales, puesto que hemos de pensar en global, aunque actuemos en local, teniendo en cuenta que la inseguridad está globalizada.

Igualmente, es fundamental que todo el sector de la seguridad privada, incluidas las empresas de servicios, instalaciones y proveedores, se pongan en disposición especial hacia la participación e implicación en todo el proceso de este Programa de Protección de las Infraestructuras Críticas, aportando los medios, conocimiento y experiencia que en esta materia tiene cada una.

En este sentido, los Planes de Protección Específicos (PPE) son de especial relevancia, incidencia e implicación para los medios, sistemas y tecnologías de seguridad, y son los documentos operativos donde se debe definir las medidas, permanentes y temporales ya adoptadas y las que se vayan a adoptar por los operadores críticos a fin de garantizar la seguridad integral (física y lógica) de cada una de sus infraestructuras críticas a partir de la aprobación del Plan de Seguridad del Operador.

Abundancia de medios, sistemas y tecnologías de seguridad

En la actualidad, los medios técnicos, los sistemas de protección y tecnologías aplicables para la protección de las Infraestructuras Críticas y Estratégicas están lo suficientemente evolucionados como para no existir problema alguno en el planteamiento de la prevención y protección de todos y cada uno de los riesgos y amenazas que afectan a este tipo de instalaciones. No obstante, una serie de aspectos pueden condicionar o recomendar la implantación de unos u otros, y es preciso exigir su disponibilidad, adecuación y puesta al día de sus usuarios.

El amplio catálogo de recursos existente hace imprescindible afinar en su conocimiento y prever la aplicación de los más directamente relacionados con los tipos de riesgos y amenazas a enfrentar, con la correspondiente identificación y evaluación de éstos y consecuente decisión final, siempre enfocada en la reducción, asunción o transferencia de estos riesgos y amenazas, sean potenciales o reales.

Grupos de Trabajo

La AES, para el desarrollo de sus estudios y trabajos mantiene activos e interrelacionadas las áreas de trabajo siguientes:

  • Área de seguridad física.
  • Área de seguridad electrónica.
  • Área de centrales receptoras de alarmas.
  • Área de normalización y certificación.
  • Área de ingeniería, instalación y mantenimiento.
  • Área de ciberseguridad.
  • Área de relaciones externas, instituciones, asociaciones.

Todas ellas están participadas multidisciplinarmente por las distintas empresas y profesionales de la seguridad.

Reflexiones y recomendaciones

Como resultado de sus objetivos y desarrollo de los trabajos permanentes la AES, ha conseguido la representación mayoritaria del sector de sistemas de seguridad (más del 80%), configura y dispone de Documento de Recomendaciones de Sistemas de Seguridad, para el que ha tomado como referente lo establecido en la Ley 8/2011, por la que se dictan medidas para la Protección de las Infraestructuras Críticas, a través del estudio, análisis y recomendaciones para la implantación de sistemas de seguridad en este tipo de actividades e instalaciones.

La AES, siempre dinamizando la industria de la seguridad, anima e invita a empresas, profesionales e instituciones a seguir cooperando en los objetivos para establecer y garantizar el grado sensible de seguridad que hoy demanda la sociedad y sus infraestructuras.

Manuel Sánchez Gómez-Merelo
Miembro de la Junta Directiva de AES

Artículo publicado en el Boletín Número 71 de AES, octubre 2019

Esta entrada fue publicada en Consultoría de Seguridad, Dirección de Seguridad, infraestructuras críticas, integración de sistemas, Manuel Sánchez Gómez-Merelo, Publicado en otros medios, seguridad, seguridad integral, seguridad pública, seguridad privada. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a AES, una nave pionera, cargada de horizonte

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.